×
Carlos Loret de Mola
Carlos Loret de Mola
ver +
Carlos Loret de Mola estudio en el ITAM, la carrera de Economía. Estuvo en Acir, en Imer con Rocha, luego en Radio 13, después en W Radio y ahora también en Televisa. Nació en Mérida, Yucatán, México. Es licenciado en Economía por el Instituto Tecnológico Autónomo de México(ITAM). Es conductor del informativo matutino Primero Noticias (1:N) en el canal 2 de Televisa, y del noticiero vespertino “ Hoy por Hoy” en W Radio. Ha sido corresponsal de guerra en Afganistán y Haití. En Indonesia cubrió los desastres que ocasionó el Tsunami. Es autor del libro “ El Negocio . La economía de México atrapada por el narcotráfico” y coautor de “ Bitácora de Guerra”. Carlos Loret de Mola trabajaba con Ricardo Rocha como reportero y un día lo llamó Luis Vázquez, quien es el Productor General de Noticieros de Televisa, y le dijo que si quería hacer un casting porque estaban por iniciar un nuevo proyecto de noticieros para Canal 4 y buscaban un conductor. Hizo el casting y antes de que llegara a su casa ya le habían hablado para decirle que lo habían seleccionado. Cuando lo contrataron, Leopoldo Gómez, Vicepresidente de Noticieros, le dijo que tenía total libertad para elegir los contenidos del noticiero. 2004 Carlos Loret de Mola es desde el 11 de octubre el titular del noticiero matutino del Canal de las Estrellas, Primero Noticias. Su trayectoria profesional ha sido reconocida con el Premio Nacional de Periodismo 2005 y con una Mención Especial en el Premio Nacional de Periodismo 2001; el Premio del Certamen Nacional de Periodismo durante 2002, 2003 y 2004; el Premio de la Asociación Nacional de Locutores en 2002 y 2003, el Primer Premio Parlamentario de Periodismo en 1998, entre varios otros. 2007 Carlos Loret de Mola viaja a Tabasco para dar cobertura personalmente a la tragedia de las inundaciones en esa región de México. Una semana después de haber terminado su programa en W Radio (del grupo Radiópolis), el periodista Carlos Loret de Mola debutó con una nueva emisión en Radio Fórmula, con el programa Contraportada.

" Comentar Imprimir
19 Septiembre 2019 04:06:00
El mensaje que mandó AMLO a Peña Nieto
Hace un par de meses, el presidente Andrés Manuel López Obrador mandó un mensaje a su antecesor Enrique Peña Nieto: que le bajara.

¿A qué se refería el de Morena? Unos días antes se había vuelto viral una fotografía del expresidente en la boda de su abogado y operador Juan Collado. Miembros de su Gabinete y encumbrados políticos de la era priista redondeaban la imagen, cantando a coro con Julio Iglesias. Fue interpretada como un símbolo de que, en tiempos de la autodenominada cuarta transformación, muchos señalados de estafar al país estaban felices, felices, felices.

Para el presidente López Obrador fue la gota que derramó el vaso. Se sabía que Peña Nieto se daba la gran vida de expresidente. Nueva relación personal, viajes al extranjero, de compras en Europa, restaurantes de lujo. Todo, mientras en México se seguían ventilando los escándalos de su corrupción.

Peña Nieto no acató en automático la advertencia presidencial. Se siguió exhibiendo. En redes sociales, en fotografías que le tomaban paseando con su novia, en historias que circulaban sobre dónde estaba, qué hacía, cuánto disfrutaba.

Si atendemos a la línea de tiempo, parece que Peña Nieto terminó bajándole hasta que metieron a la cárcel a Rosario Robles, quien fue una de sus secretarias de confianza, en dos cargos en el Gabinete.

Ayer circuló una imagen suya en un famoso restaurante japonés de Nueva York. Pero esta vez no era el Peña Nieto luciéndose. Era aparentemente Peña Nieto disfrazado con gorra y peluca, escondiéndose, como queriendo seguir en su vida excéntrica pero sin desatar el oleaje político que generaron sus primeras fotografías.

¿Cómo interpretará el Presidente estas nuevas imágenes de Peña Nieto y su pareja? ¿Un esfuerzo para “bajarle”, siguiendo su advertencia o un desafío que se mantiene?
En el fondo, la pregunta es otra: ¿qué va a hacer el presidente López Obrador con su antecesor?

Fuentes de primer nivel en el Gobierno federal actual me revelan que al Presidente no le gusta hablar de Peña Nieto en sus reuniones de trabajo, le incomoda, no es un tema que disfrute abordar y en cada intervención sobre el tema se le ve que no quiere que su antecesor termine en la cárcel.

Pero al mismo tiempo, conforme avanzan las investigaciones de la Fiscalía General de la República, todos los caminos conducen al expresidente. Así me lo dan a conocer fuentes allegadas al expediente que mantiene en prisión a la exsecretaria Rosario Robles.

En lo que atestiguamos las consecuencias de esta relación política, sigo pensando que el derrotero del Presidente menos popular de la historia reciente de México, dependerá de qué tal le vaya al actual Gobierno.
Imprimir
COMENTARIOS



0 1 2 3 4 5