×
hace 1 mes
[Internacional]

‘Niña caníbal’ contó a compañeros que comía carne humana

La menor de 12 años fue secuestrada por un hombre de 22 y quedó involucrada en un caso que escandaliza a Rusia

Imprimir
‘Niña caníbal’ contó a compañeros que comía carne humana
Rusia.- Una niña caníbal de 12 años se jactó con sus compañeras de clase como “cocinaba y comía carne humana” con un hombre de 22 años que la llamaba su “novia”.

La niña, llamada Valeria, estuvo involucrada en un caso de alto perfil caníbal y pedófilo en Rusia después de que ella el año pasado se fugara con Arkady Zverev.

El canibal pedófilo murió bajo custodia a principios de este año antes de su juicio por asesinato, canibalismo y violación de su víctima infantil, luego de atentar contra su vida en la cárcel.



Los padres enojados han exigido que la niña sea expulsada de la escuela después de que ella “les contara a sus compañeros de clase cómo cocinaba y comía carne humana y otras partes del cuerpo”.

Ella le dijo a otros estudiantes “sobre cómo saben los cerebros”, se alega.

Valeria estaba por debajo de la edad de responsabilidad penal y no enfrentó acciones legales a pesar de que fuentes policiales dijeron que confesó a la policía cómo usó una sartén para cocinar y comer el corazón del hombre asesinado, y dijo que el sabor era “demasiado dulce. Los cerebros resultaron ser mucho más sabrosos”.

La niña, presente cuando fue asesinada la víctima Alexander Popovich, de 21 años, fue enviada a un orfanato y a una escuela estatal en la región de Krasnodar.

Un padre dijo: “Nadie habría conocido su identidad, sino por el hecho de que después de un mes en esta escuela con nuestros hijos, comenzó a contarles los detalles de lo sucedido. Les contó sobre el sabor de los cerebros humanos”.

Los padres protestaron de inmediato ante el director y exigieron la exclusión de la niña. Un video muestra una reunión a la que asistieron 100 padres furiosos con jefes de educación y líderes locales en la escuela en el pueblo de Medvedovskaya.

“Mi hijo tiene miedo de ir a la escuela después de hablar con esta niña”, dijo una madre. “Exigimos que la retiren del pueblo y la transfieran a una escuela especial lejos de nuestros hijos”.

Amenazaron con mantener a sus propios hijos en casa a menos que las autoridades actuaran. Antonina Tsibulevskaya, directora del orfanato, afirmó que Valeria era “una niña absolutamente normal sin desviaciones”.

Otros niños se acercaron a la niña y le pidieron detalles de su canibalismo, dijo.

Después de la protesta, se entiende que la niña no regresará a la escuela.


Con información de Crónica



Imprimir
te puede interesar
similares